Saltar al contenido
ANIMAL FIEL

¿Por qué los gatos usan la caja de arena?

gato saliendo de su caja de arena
Los gatos y la caja de arena

A los gatos se les conoce por tomarse la limpieza muy en serio. No solo se encargan ellos mismos de asear su cuerpo y mantener el pelaje libre de nudos, sino que además saben dónde y cómo “ir al baño” desde pequeños. ¿Te has preguntado por qué los gatos usan la caja de arena? ¿Cómo nacen sabiendo usar el arenero?

En este artículo veremos qué es lo que hay detrás de dicho comportamiento, y responderemos a muchas de tus preguntas en nuestra Guía Básica para Dueños.

¿Por qué los gatos usan la caja de arena?

En pocas palabras, los gatos usan la caja de arena por instinto. Todos los animales tienen comportamientos instintivos, incluyendo los gatos domésticos. Se sabe que el uso del arenero es una conducta arraigada en su ADN, y que alguna vez jugó un papel importante en la supervivencia de sus antepasados.

Los ancestros del gato moderno tenían que cubrir sus huellas para evitar ser atacados y devorados por los depredadores. En algún punto se dieron cuenta de que necesitaban ocultar sus desechos para enmascarar el olor. Poco a poco, estos animales desarrollaron preferencia por la tierra blanda o la arena, ya que la consistencia granular facilitaba el proceso de enterrar los excrementos.

Luego, dicho comportamiento fue pasando de generación en generación. Esa es la razón de porqué a los gatos les gusta la arena.

Un gato siempre se sentirá atraído por la sensación de la arena y sabrá qué hacer una vez que la tenga debajo de sus patas. Se trata de un comportamiento instintivo heredado de sus antepasados, quienes aprendieron a ocultar los desechos bajo la arena para no dejar rastros.

gatico dentro de su caja de arena

Esto explica por qué los gatos mascota saben usar la caja de arena. Tanto la textura como la consistencia de la mayoría de arenas comerciales para gatos hacen que sea más fácil cubrir sus excrementos.

Incluso los gatitos pequeños saben cómo usarla, pues el instinto los impulsa a enterrar sus desechos en este tipo de terreno arenoso. Las gatas rara vez necesitan enseñarle a sus crías cómo usar el arenero en el hogar. Alrededor de la cuarta semana de edad, los gatitos ya comienzan a “usar su baño” sin siquiera haber visto cómo lo hace la madre.

Siempre que disponga de un arenero limpio, ubicado en un área abierta y familiar, el pequeño felino aprenderá a usar la caja con poco o ningún entrenamiento.

¿Sabías que…? Los investigadores han observado que en un grupo de gatos salvajes, el gato dominante deja sus excrementos al descubierto para marcar territorio. En cambio, los gatos subordinados cubren sus desechos como un acto de sumisión.

Teniendo esto en cuenta, no es de extrañar que en un hogar con varios gatos, haya un gato que no entierre sus desechos en la caja de arena.

¿Hay gatos que nunca aprenden a usar el arenero?

Según los expertos, esto puede suceder, pero es muy raro. El instinto natural del gato, incluso de un gato callejero, siempre lo lleva a enterrar sus excrementos para cubrir el olor.

Cuando el gato no aprende a usar la caja de arena, es importante consultar al veterinario o a un entrenador para determinar si hay algún problema de salud o de comportamiento que deba ser abordado.

¿Por qué algunos gatos no usan siempre la caja de arena?

Puede darse el caso de que un gato use la caja de arena con normalidad, pero en ocasiones deje de hacerlo. Eso no significa que la mascota haya olvidado cómo usar el arenero. Lo más probable es que prefiera hacer sus necesidades fuera debido a una o varias de las siguientes razones:

  • La caja de arena es demasiado pequeña, grande, alta, etc.
  • Se encuentra ubicada en un área de difícil acceso o un área muy concurrida del hogar.
  • La arena ya está muy sucia.

Considera que los gatos son animales muy limpios, de ahí que eviten el arenero si este no se vacía con regularidad.

Ahora bien, si ya has limpiado la caja de arena, probaste una caja diferente, la trasladaste a otra zona de la casa y el gato aún no la usa correctamente, entonces se recomienda consultar al veterinario. Es importante asegurarse de que no existe un problema de salud.

De forma general, no usar la caja de arena es un cambio en el comportamiento mediante el cual la mascota trata de comunicarte algo.

hermoso gato acercándose a la caja de arena

Los gatos y la caja de arena: Guía de Preguntas Frecuentes

¿Qué es una caja de arena para gatos?

La caja de arena o arenero para gatos no es más que una bandeja de arena en la que la mascota puede depositar sus desechos (heces y orina). Este recipiente es un requerimiento importante para todos los dueños de gatos, especialmente si tenemos en cuenta que los gatos domésticos pasan la mayor parte del tiempo en interior, sin acceso a la tierra suelta.

El arenero provee un lugar perfecto para hacer sus necesidades. Además de permitirles apartarse e ir al baño con comodidad, también pueden cavar y ocultar los excrementos al finalizar.

Por lo general, la arena para gatos es elaborada a base de arcilla, ya que esta posee propiedades absorbentes y neutralizadoras. Sin embargo, existen muchas opciones; por ejemplo la arena a base de sílice o a base de materiales biodegradables como virutas de aserrín, astillas de madera, papel, mazorcas de maíz, granos y trigo.

Al preparar la caja de arena para tu gato, piensa en detalles como el tamaño, el tipo de arena, la ubicación, el manejo del arenero y la cantidad de cajas necesarias para el hogar.

¿Cómo debe de ser la caja de arena de un gato?

Una buena caja de arena para gatos debe cumplir requisitos básicos de tamaño, altura de los bordes, punto de entrada, entre otros.

En primer lugar, es importante elegir el tamaño adecuado para tu gato. Si se trata de un gatito o una raza de gato que no crece mucho, lo mejor será preparar un arenero pequeño, pero lo más probable es que debas cambiarlo por uno más amplio a medida que el felino se convierte en adulto.

Si la mascota no puede darse la vuelta cómodamente ni agacharse sin que parte de su cuerpo salga por los lados, entonces es hora de buscar una caja más grande.

A modo de referencia, se dice que la caja de arena debe medir 1 ½ veces la longitud del gato desde la nariz hasta la base de la cola. Esta debe ser lo suficientemente grande para permitirle entrar, darse la vuelta, rascar y hacer sus necesidades.

En adición, no se recomienda usar una caja poco profunda. Se sabe que los gatos, especialmente las hembras, no se agachan demasiado para orinar; eso significa que unos bordes muy bajos no servirán para contener la orina.

Vale aclarar que los areneros profundos no son óptimos para gatitos y gatos mayores. Estos necesitan una caja con entrada y bordes relativamente bajos que les permitan entrar, saltar y trepar sin mucha dificultad.

Configuración básica de la caja de arena

lista de artículos para preparar el arenero

Otras consideraciones

  • A casi ningún gato le gustan los forros o fundas para cajas de arena.
  • Algunos gatos tímidos prefieren tener su arenero cubierto, pero esto no es lo más común.
  • La mayoría de los gatos prefieren el tipo de arena aglomerante suave y sin aroma. En cambio, suelen odiar las arenas aromáticas y polvorientas, así como los desodorantes de arena.
  • Evita los areneros comerciales que contengan aromas; esto puede causar asma en los gatos.
  • Evita las cajas de arena que se sientan muy duras o filosas. Esto es especialmente importante para gatos mayores o que tienen patas sensibles.

¿Dónde colocar el arenero?

La ubicación de la caja de arena es uno de los requisitos clave. Deberás encontrar un sitio que funcione tanto para ti como para tu amigo felino.

Dado que a los gatos les gusta tener tranquilidad y privacidad para hacer sus necesidades, es importante ubicar la caja de arena en un área del hogar que no sea tan concurrido. Además, evita las zonas que puedan hacerlo sentir acorralado, bloqueado, o que no puede escapar.

Otras condiciones para encontrar la ubicación perfecta

La caja de arena debe estar:

  • Lejos del lugar donde el gato bebe y come. A ellos no les gusta comer e “ir al baño” en un mismo sitio.
  • Lejos de su cama o del lugar donde acostumbra a dormir.
  • Alejada de electrodomésticos ruidosos; algunos gatos no toleran el sonido que proviene de la lavadora, la secadora o el lavavajillas.
  • En un área accesible 24/7. Una puerta puede cerrarse accidentalmente y dejar a tu gato sin acceso a su caja de arena.
  • En una ubicación segura. Comprueba que no haya cajas u otras cosas que puedan caer sobre el arenero, especialmente si el gato decide explorar.
  • Lejos de posibles corrientes de aire. El gato puede asustarse con las brisas repentinas y negarse a acercarse nuevamente al arenero.

gato dentro de una caja de arena azul

En caso de tener varios gatos, y por ende varias cajas de arena, ubícalas de manera que quede una fuera de la vista de la otra.

Si la casa tiene más de un nivel, coloca una caja de arena en cada planta.

Evita cambiar la ubicación de la caja de arena, ya que esto puede confundir al gato y hacer que orine y defeque en cualquier parte. Si debes mover el arenero, hazlo de manera inteligente. Muévelo unos pocos centímetros cada día hasta llegar al nuevo sitio.

¿Qué hacer para que un gato use la caja de arena?

Aunque los gatos saben usar la caja de arena instintivamente, existen situaciones en las que un dueño puede preguntarse: “cómo hago para que mi gato defeque en la caja de arena”. Esto puede ocurrir en caso de traer un gatito pequeño a casa, un gato callejero, o simplemente cuando la mascota ha dejado de usar su arenero.

Dependiendo de la situación, aquí están algunos de los pasos a considerar 1:

  1. Proporciónale un arenero limpio y espacioso en un lugar tranquilo y asegúrate de que el gato conozca la ubicación de su caja.
  2. Lleva al gato hacia la caja de arena y colócalo dentro de ella varias veces, especialmente cuando se haya despertado de una siesta o después de las comidas. Déjalo olfatear y examinar el lugar. Una vez que se haya familiarizado con la ubicación, evita cambiar la caja de lugar para no confundirlo.
  3. Asegúrate de sacar los desechos y limpiar la caja de arena con frecuencia, preferiblemente todos los días. Una vez a la semana, higienízala con bicarbonato de sodio o un jabón sin perfume.
  4. Recompensa a la mascota cada vez que use el arenero.
  5. Si ya el gato usaba la caja de arena, pero ahora hace sus necesidades en un sitio determinado, intenta que ese lugar sea menos atractivo colocando golosinas, un plato de comida o su cama.
  6. Limpia a fondo dondequiera que el gato haya orinado fuera de su caja. Es muy probable que no logres entrenarlo mientras siga oliendo la orina en esas áreas.
  7. No lo castigues por sus accidentes. Hacerlo solo provocará estrés y ansiedad, lo que puede exacerbar el problema y dificultar el entrenamiento.
  8. En caso de tener un gato callejero, se recomienda llenar el arenero con tierra proveniente del exterior. A medida que el felino se acostumbre a entrar en la caja, comienza a reemplazar la tierra gradualmente con arena para gatos. Esto le dará la oportunidad de familiarizarse con la nueva superficie.

Por último, considera que algunos gatos pueden ser bastante exigentes a la hora de “ir al baño”. Si tu gato no parece estar acostumbrándose a usar la caja, puede ser que no le guste la ubicación, el tamaño o la forma de la caja; o quizás no le agradan ni la textura ni el olor de la arena.

Es muy probable que un dueño tenga que experimentar antes de lograr que su gato confundido use la caja de arena.

¿Cuántos gatos pueden usar el mismo arenero?

Como regla general, se debe tener 1 caja de arena por cada gato. Nunca se recomienda que varios gatos usen el mismo arenero. Las personas que tienen 1 solo gato necesitan una caja de arena, con una segunda caja adicional si la vivienda en muy grande (opcional). Aquellos que tienen varios, deben tener el mismo número de cajas que de gatos.

gato que ha dejado su orina sobre una alfombra

¿Por qué mi gato no usa la caja de arena?

La gran mayoría de los gatos usan el arenero sin problema. Pero se sabe que otros pueden ser más exigentes, e incluso dejar de usarla sin una razón aparente. ¿Por qué tu gato no quiere hacer sus necesidades en la caja de arena?

Aquí están las 10 causas más comunes a tener en cuenta 2 3:

  1. La caja no está lo suficientemente limpia.
  2. No le gusta la caja; es demasiado grande, demasiado pequeña, demasiado alta, demasiado baja, tiene cubierta, tiene forro, es difícil de entrar, etc.
  3. No le gusta la arena; es grumosa, perfumada, demasiado dura, demasiado blanda, hay demasiada arena, no hay suficiente arena, etc.
  4. No le gusta la ubicación; está al aire libre, es muy difícil de encontrar, está junto a un aparato ruidoso, está en el sótano, etc.
  5. Es demasiado joven, demasiado mayor o está muy enfermo como para llegar a la caja.
  6. Fue sorprendido por algo o alguien mientras estaba dentro de la caja.
  7. No dispones de suficientes cajas para la cantidad de gatos que tienes en el hogar.
  8. Algo ha cambiado en su entorno o rutina habitual. Se siente ansioso y está marcando su territorio para tranquilizarse o reafirmarse.
  9. Asocia la caja con el castigo, por ejemplo, en caso de alguien lo haya castigado por hacer sus necesidades fuera de la caja y luego lo haya puesto dentro de ella.
  10. Está padeciendo una condición de salud, como la enfermedad del tracto urinario inferior felina, la cistitis bacteriana, la enfermedad hepática y la diabetes.

Nota. A veces, la causa original del problema no es la misma razón por la que este continúa.

Recomendados:

¿Por qué mi gato saca la arena de su caja?

Comúnmente, un gato puede sacar arena de su caja porque esta es muy pequeña, tiene poca profundidad y los lados son muy bajos, contiene demasiada arena, o porque la arena no está lo suficientemente limpia.

¿Por qué mi gato se echa en la arena?

Los gatos pueden acostarse en su caja de arena por muchas razones, desde el relajamiento hasta diferentes problemas de salud.

Necesita un espacio tranquilo

Si hay mucha actividad en el hogar, es normal que el gato decida echarse en la caja de arena para tener más privacidad y seguramente tomar una siesta.

Ver: ¿Por Qué los Gatos Duermen Mucho? Tiempo Normal de Sueño Felino

Está marcando territorio o trata de intimidar a otro gato

Suele ocurrir cuando hay varios gatos en casa. Puede que el minino se acueste en el arenero para dejar claro que no quiere compartirlo con otros.

gato blanco echado en su arenero

Se está escondiendo

Un gato asustado, ansioso o estresado puede usar su caja de arena como refugio.

Ver más adelante:

No se encuentra bien de salud

En ocasiones, los gatos se acuestan en la caja de arena porque están enfermos. Aquí se incluyen problemas como la diarrea, las infecciones / dolor en el tracto urinario (disuria) u otras condiciones que le hagan sentir que necesita estar cerca del arenero en todo momento.

La obesidad, la artritis y otras afecciones que limiten su movilidad también pueden hacer que el gato pase más tiempo durmiendo, incluso en la caja de arena.

¿Cómo debo limpiar el arenero de mi gato?

Uno de los motivos por los que un gato decide no usar su caja de arena es precisamente la higiene inadecuada de la misma. Cuando el arenero está muy sucio y huele mal, es normal que la mascota empiece a hacer sus necesidades fuera.

Todo dueño debe saber cómo limpiar la caja y cuándo cambiar la arena de su gato.

A diario:
  • Saca los excrementos y grumos al menos una vez al día.
  • Coloca los desechos en una bolsa sellada y bótalos en un recipiente de basura al aire libre. No se recomienda hacerlo en el cesto del baño o la cocina.
  • Lava la pala de arena y guárdala en una bolsa de plástico.
  • Limpia los bordes del arenero con agua y jabón. En caso de tener una cubierta, también deberás limpiarla.
  • Añade un poco de arena fresca para reponer la cantidad extraída.
Semanal:
  • Vacía la caja de arena por completo para lavarla con agua y jabón. No la limpies con productos químicos como amoníaco o lejía. Recuerda que los gatos son muy sensibles a los olores, de ahí que un fuerte olor químico pueda hacer que evite la caja. Ciertos productos también pueden ser perjudiciales para su salud.
  • Llena la caja con arena fresca.

Ten presente que las heces y la orina en el arenero pueden ser dañinas para la persona que la limpia. Antes de limpiar, asegúrate de contar con un par de guantes de goma y una máscara para la cara.

Advertencia: Debido al riesgo de toxoplasmosis, una mujer embarazada nunca debe encargarse de la limpieza de la caja de arena.

¿Sabías que…? El sentido del olfato de los gatos es 14 veces más fuerte que el olfato humano. Una caja de arena que huele razonablemente limpia para ti puede resultar apestosa para tu gato.

¿Cómo hacer una caja de arena casera?

Una alternativa simple y efectiva para hacer tu propia caja de arena casera consiste en usar un contenedor plástico de almacenamiento (amplio y de forma rectangular). Basta con cortar y retirar un cuadrado lo suficientemente ancho en uno de los laterales para que le sirva de entrada. A continuación, añade la arena para gatos.

caja de arena hecha en casa

Dependiendo de las preferencias de tu minino, puedes usar un contenedor con tapa, o no.

¿Cuánta arena lleva un arenero para gatos?

La mayoría de los fabricantes recomiendan usar de 5 a 7 cm de arena para gatos. Es posible que desees añadir un poco más, entre 7 y 10 cm. Este volumen le permitirá escarbar y ocultar bien sus desechos.

Considera que cada gato es un individuo. Siempre es buena idea prestar atención al comportamiento de tu mascota para saber si necesitas hacer ajustes.

Pensamiento final

Hasta aquí hemos visto una guía-resumen sobre los gatos y el uso de la caja de arena, los problemas y errores más comunes, la configuración del arenero ideal…y muchos otros temas a considerar.

Si te ha parecido útil la información, por favor, no olvides compartirla con algún familiar o amigo al que pueda interesarle nuestro contenido. También te invitamos a dejarnos dudas, opiniones y experiencias en la sección de Comentarios.

Referencias:

  1. https://pets.webmd.com/cats/guide/solving-cat-litter-box-problems#3
  2. https://www.humanesociety.org/resources/solving-litter-box-problems
  3. https://www.aspca.org/pet-care/cat-care/common-cat-behavior-issues/litter-box-problems

¿Te ha sido de ayuda este artículo?

» Para compartir esta página en las redes sociales, haz clic en alguno de los botones que verás a continuación. ¡Muchas gracias!
¡Compartir es saludable!