Saltar al contenido
ANIMAL FIEL

¿Conoces toda la historia del bichón frisé?

bichón frisé sobre la hierba
Historia del bichón frisé

Hermoso, tierno y seguro de sí mismo, el bichón frisé es uno de los perros mascota más populares en todo el mundo. Desde la antigüedad, esta irresistible bola de algodón ha confiado en su belleza, carisma e inteligencia para esquivar los altibajos de la historia. Emparentado con el maltés, el bichón habanero y el cotón de Tulear, su origen lo avala como un perro de compañía por excelencia.

¿Cuál es la historia del bichón frisé? ¿Cómo, cuándo y dónde surgió esta raza? A continuación te hacemos un recuento de los principales hechos a tener en cuenta.

La historia del bichón frisé contada en 5 etapas

1. Antepasados: del barbet al bichón Tenerife

La versión más aceptada sobre el origen del primer bichón frisé lo describe como un perro de ascendencia mediterránea. Según se cuenta, su antepasado fue el barbet o spaniel de agua, un perro mediano lanudo del que también desciende el caniche 1.

Precisamente, el nombre bichón se deriva del término barbichon, que es el diminutivo de la palabra barbet. El grupo de perros barbet evolucionó en 4 razas separadas: el bichón boloñés, el bichón habanero, el bichón maltés y el bichón Tenerife.

perro ancestro del bichón frisé

Este último se considera el antepasado directo del bichón frisé actual. Se dice que estos perros activos y cariñosos llegaron a las Islas Canarias, específicamente a la isla de Tenerife, donde los historiadores creen que terminó de desarrollarse la raza. Es muy probable que hayan viajado a la isla como animal de compañía de los marineros españoles.

Si bien los primeros tipos de barbet sirvieron como perro de trabajo dada su habilidad para recuperar aves en el agua, el bichón, un tipo de perro mucho más pequeño, surgió como animal de compañía, no como un perro de caza.

Tiempo después, entre los años 1200 y 1300, los marineros italianos llevaron el bichón Tenerife a Italia, reintroduciéndolo en el continente europeo. Cabe señalar que para el año 1300, Italia se había convertido en un centro de intercambio y comercio y, con la llegada del Renacimiento, el país estaba inmerso en un período de exploración.

Una vez reintroducido en el continente europeo, el bichón Tenerife atrajo la atención de la nobleza y la nueva clase media italiana. A menudo, su pelaje era cortado y preparado al estilo “león”, un corte que por aquel entonces era muy popular.

Ya a finales del 1400 y principios del 1500, la raza hizo su entrada en Francia tras la invasión francesa en territorio italiano. Al parecer, los franceses tomaban al perro como botín de guerra. En adición, muchos artistas y académicos italianos se dirigieron al norte para servir en las cortes francesas, llevando consigo a su mascota peluda favorita.

2. El camino hacia la popularidad

Durante el reinado de Francisco I (1515-1547), el bichón logró establecerse en la sociedad de la corte real francesa. Sin embargo, su verdadero pico de popularidad como perro de compañía ocurrió bajo el reinado de Enrique III (1574-1589).

Una de las historias más notorias de la época habla de cómo el rey inglés transportaba a sus adorados bichones con ayuda de una cesta. Dicha cesta o canasta era unida a su cuello mediante el uso de cintas, lo que le permitía tenerlos muy cerca en todo momento durante el día.

bichones en pinturas de la realeza y la nobleza

Esto propició que las demás personas en la corte quisieran imitar al monarca, convirtiendo al pequeño perro blanco en una mascota popular y mimada.

“Las damas de la corte real usaban al bichón como una especie de complemento, lo mismo agarrado bajo el brazo que envuelto en los pliegues de un vestido o chal. Este perro era tratado casi como si él mismo tuviera sangre real.”

Se dice que más adelante, durante el mandato de Napoleón III (1808-1873), la raza experimentó otro período de popularidad como mascota de la realeza francesa. Así mismo, ganó gran notoriedad en Bélgica.

La presencia del bichón en el arte

A lo largo de los años, muchos artistas incluyeron al popular perro faldero en sus retratos. Algunos de los más famosos fueron Tiziano (1490-1576) de Italia, Sir Joshua Reynolds (1723-1792) de Inglaterra, Jean Honoré Fragonard (1732–1806) de Francia y el artista Francisco Goya (1746-1828) de España. Sus obras de arte ayudan a verificar la presencia del bichón en diferentes regiones y diferentes épocas.

bichón frisé representado en obras de arte antiguo

¿Sabías que…? En 1795, el artista español Francisco de Goya hizo un retrato de tamaño natural conocido como La Duquesa Blanca. El retrato pertenecía a la reconocida aristócrata española Doña María del Pilar Teresa Cayetana de Silva-Álvarez de Toledo y Silva Bazán, la 13ª Duquesa de Alba de Tormes, quien posara con un ejemplar no mucho más alto que el dobladillo de su vestido (cuadrante superior derecho en la imagen).

Existe cierto debate acerca de si el perro a su lado es un bichón frisé, maltés o boloñés.

3. Pasado de moda temporalmente

A finales del siglo XIX, el bichón frisé había dejado de ser una raza tan popular como antes. De hecho, a menudo se le veía como perro callejero o haciendo trucos en ferias y circos ambulantes.

bichón frisé representado como perro callejero y de circo siglo XIX

De alguna manera, su popularidad cayó en picada entre la realeza. Monarcas como la reina Victoria y la Reina Isabel preferían otras razas, como el pequinés y el corgi galés de Pembroke (respectivamente).

Pero el encanto, la astucia y la resistencia del bichón lo ayudaron a perdurar. Rasgos como la docilidad y el amor por su dueño nunca desaparecieron, incluso después de empezar a aparearse con otros tipos de perros. Estas características le sirvieron para mostrar su valía en otras facetas, por ejemplo como perro guía y de entretenimiento.

4. El surgimiento del bichón frisé estándar

Después de la Primera Guerra Mundial, aficionados del bichón en Francia y Bélgica reconocieron su potencial y comenzaron a establecer sus propias líneas a través de programas de cría controlada.

El 5 de marzo de 1933, la Société Centrale Canine de France (Kennel Club de Francia) adoptó el primer estándar oficial de la raza, según lo escrito por Madame Abadie de Steren Vor Kennels.

El 18 de octubre de 1934, el bichón frisé fue admitido por primera vez en el registro oficial del Kennel Club francés 2.

Dado que la raza era conocida por dos nombres, “Tenerife” y “Bichón”, la entonces Presidenta de la Federación Canina Internacional (FCI), Mme. Nizet de Lemma, propuso un nombre basado en las características del perro. Fue entonces cuando surgió el nombre “bichon à polio frisé”, lo cual significa bichón con pelaje rizado.

De ahí se derivan la versión en inglés bichon frise (perro faldero rizado) y en español bichón frisé.

bichón frisé en fotografías de los 1900

La FCI reconoce al bichón frisé como una raza franco-belga con derecho a registrarse en el Libro de Orígenes de todos los países. Actualmente, la raza es reconocida en la gran mayoría de países, pero en aquel momento solo fue reconocida por 3 naciones: Bélgica, Francia e Italia 3.

Según se explica, el desarrollo del bichón en los Estados Unidos fue lo que propició su reconocimiento en el resto del mundo.

¿Sabías que…? El primer bichón frisé registrado en Bélgica se llamaba Pitou (nacido el 23 de marzo 1924), mientras que el primer ejemplar registrado en Francia fue una hembra llamada Ida (18 de octubre 1934).

5. La verdadera entrada al escenario internacional

Se sabe que al final de la Primera Guerra Mundial algunos soldados estadounidenses llevaron al bichón frisé consigo de regreso al país. Sin embargo, en esa época no se hizo ningún esfuerzo para reproducirlos o mantener registros.

No fue hasta 1956 que el Sr. y la Sra. Francois Picault iniciaron la cría de la raza tras haberse mudado al estado de Michigan con sus 6 ejemplares bichón frisé. Los Picault ya habían obtenido su primera camada cuando conocieron al criador de dachshunds, Azalea Gascoigne, y al criador de collies, Gertrude Fournier.

Más tarde, ambos criadores también comenzaron a criar el bichón frisé e iniciaron esfuerzos para organizarse con otros admiradores y entusiastas. Como resultado, se estableció el primer Club del Bichón Frisé Americano (Bichon Frise Club of America) en mayo de 1964 4. A partir de ese momento empezó a aumentar el número de interesados.

Se comenzó a trabajar para establecer la raza en el país y obtener el reconocimiento del AKC (American Kennel Club). Así mismo, varios grupos de criadores iniciaron la formación de clubes a nivel local.

bichón frisé actual en fotos del siglo XX

El 1 de septiembre de 1971 fue un gran día para el bichón y sus propietarios, ya que se les permitió competir por primera vez en los espectáculos del AKC de la clase miscelánea. Tiempo después, el 10 de octubre de 1972, fue reconocido como la raza oficial número 119 5.

En 1975, el AKC finalmente reconoció al Bichon Frise Club of America.

La creciente participación del bichón frisé en exhibiciones / anillos de competencia estadounidenses, unida a su gran belleza y personalidad encantadora, sentó las bases para que esta raza fuera reconocida y admirada internacionalmente.

Te puede interesar:

Los 4 roles del bichón frisé en la historia

Muchos historiadores del mundo canino describen al bichón frisé como un “gran sobreviviente”. Esta raza ha resistido revoluciones, caídas de imperios y guerras mundiales, siendo capaz de adaptarse a numerosos desafíos 6.

Aquí te dejamos un resumen con los principales roles que ha jugado el bichón frisé a lo largo de la historia.

El amigo inseparable de la nobleza

Desde su llegada a Italia y posteriormente a Francia, este perro pequeño, peludo y blanco generó gran fascinación entre la realeza y la aristocracia. Fue el animal de compañía por excelencia en las cortes italiana, francesa, española, búlgara e inglesa.

El animador

Tras su caída como mascota mimada de la realeza y la aristocracia, muchos bichones fueron arrojados a la calle para valerse por sí mismos. Esto fue aprovechado por los artistas callejeros, quienes al ver la personalidad ágil y brillante del perro, comenzaron a entrenarlo para dar saltos, caminar sobre sus patas traseras, agitar ambas patas en el aire y realizar otros trucos como entretenimiento para ganar dinero.

No pasó mucho tiempo antes de que el bichón se convirtiera en una estrella del circo. Entrenable e irresistiblemente lindo, era el candidato perfecto para tener éxito en el mundo del espectáculo.

bichón frisé en anillos de competencias

El maestro de anillo

Durante décadas, los asiduos de las exhibiciones caninas han visto al bichón frisé convertirse en un ganador, no solo en anillos de exhibición locales sino a nivel mundial. Un buen ejemplo de esto es Flyn, el bichón frisé “casi perfecto” que se coronó como ganador de su categoría durante el Westminster Dog Show en 2018.

En 2001, un bichón llamado J.R se convirtió en ganador absoluto del mismo campeonato.

La mascota ideal

Más allá de su apariencia encantadora y tierna, hay muchas razones para tener un bichón frisé como mascota.

Para empezar, su pelaje hipo-alergénico de bajo desprendimiento es un rasgo muy valorado por los amantes de los perros. En adición, es una raza fácil de entrenar, ágil, inteligente y obediente.

Es un perro que se adapta con facilidad, le gusta la diversión y suele ser amable con otros perros y niños.

Puede ser el perrito perfecto para la vida en apartamento y no requiere de mucho ejercicio.

Recomendados:

Respuestas rápidas a Preguntas frecuentes

¿De qué razas desciende el bichón frisé?

Se dice que los perros tipo bichón, incluido el bichón frisé, surgieron a partir de los perros de agua europeos (antiguos recuperadores de presas en el agua). Específicamente, esta raza desciende de los perros tipo caniche y del barbet, un perro de agua francés.

Los barbets o barbichones franceses fueron cruzados con pequeños perros falderos, dando origen a 4 razas separadas de bichones muy similares: el maltés, el boloñés, el habanero y el tenerife, más tarde bautizado como frisé.

¿Cuál fue el propósito original de la raza bichón frisé?

El bichón frisé no fue desarrollado para cazar, recuperar presas o dirigir ganado. El propósito original de la raza lo describe exclusivamente como un perro de compañía. Su función siempre fue acompañar, entretener y recibir mimos.

A lo largo de la historia el bichón también ha demostrado su talento como perro circense, perro guía, perro de terapia y de exhibición.

Galería de Imágenes – Historia del Bichón Frisé en Mosaicos

(Haz clic sobre la imagen para verla en detalles – Presiona atrás para volver a la galería)

Referencias:

  1. https://bichon.org/history-of-the-bichon-frise/
  2. https://www.centrale-canine.fr/le-chien-de-race/bichon-poil-frise
  3. http://www.fci.be/es/nomenclature/BICHON-DE-PELO-RIZADO-215.html
  4. https://bichon.org/
  5. https://www.akc.org/dog-breeds/bichon-frise/
  6. https://www.akc.org/expert-advice/lifestyle/the-bichon-frise-historys-sociable-survivor/

¿Te ha sido de ayuda este artículo?

» Para compartir esta página en las redes sociales, haz clic en alguno de los botones que verás a continuación. ¡Muchas gracias!

¿Preguntas? ¿Sugerencias? Escríbeme... ¡Me encantará leerte!

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

¡Compartir es saludable!